Reciclar unicel como una nueva cultura

Reciclar unicel como una nueva cultura

La Ciudad de México ya cuenta con un centro de reciclaje de unicel que pretende reducir los impactos negativos en el medio ambiente.

Por Andrea Peniche > @aneapt

Después de las fiestas y reuniones, la mayoría de las personas suele tirar sus desechables de unicel a la basura sin saber el daño que este material causa al medio ambiente.

México consume cerca de 125 mil toneladas anules de este material y eso constituye un fuerte foco de contaminación pues puede permanecer hasta mil años sin degradarse.

Ante esa situación, se han creado alternativas para el adecuado manejo de este residuo, entre las que destacan los centros de acopio que buscan ser una solución a la acumulación de unicel en rellenos sanitarios y basureros a cielo abierto.

Algunos de esos centros han sido instalados por la empresa Rennueva de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) en la Ciudad de México, específicamente en la calle de Mimosas 63, en la colonia Santa María Insurgentes de la delegación Cuauhtémoc, de lunes a viernes de 10 a 16:00 horas. Este fue construido con una inversión de 1 millón de pesos y prevé transformar cuatro toneladas al mes.

Otros centros son de Dart de México (Recicla Unicel) en el Estado de México y puedes ubicarlos en: www.reciclaunicel.com.mx/centros-de-acopio/

Sugerencias:

Es importante que el material a depositar no contenga ningún residuo orgánico (alimento o bebida), papel, tapas, ni popotes. También deben colocarse en bolsas transparentes perfectamente selladas.

¿Cómo funciona?

El material donado debe pasar por un proceso de compactación en una máquina de termodensificado, en donde a través del calor, el aire es extraído del unicel (95% del material es sólo aire y el 5% plástico), produciendo bloques de 20 kilogramos equivalentes a 7 mil 500 vasos.

También te puede interesar:  La app que te pide tu perro

Después el bloque es transportado a una planta que lo transforma en materia prima y pasa por un proceso de molienda y extrusión para que luego se obtengan perlas de materia prima o pellets que son utilizadas para fabricar nuevos productos que no tengan contacto con alimentos o bebidas como carcasas de CD, suelas de zapato, reglas, plásticos para teléfonos, marcos, molduras y hasta facias para autos.

Deja un comentario