Quema de basura: La peor alternativa

Quema de basura: La peor alternativa

 La incineración inducida de desechos es un problema que afecta la calidad del aire en las ciudades. Se practica desde en los hogares, hasta la incineración masiva en rellenos sanitarios.

Por Brenda Pérez > @soytopi

En el mundo se quema el 41% de los 2 mil millones de toneladas de basura producida, según informes oficiales sobre manejo de desechos. La cifra es impresionante, casi tanto como los efectos que resultan de esta mala práctica.

La incineración inducida de desechos es un problema constante en las ciudades. Se da desde las células más pequeñas, que son los hogares, hasta las quemas masivas en rellenos sanitarios sin espacio.

Se trata de una solución “alternativa” para evitar que la basura se acumule. Sin embargo, y como toda solución rápida, trae más problemas que beneficios. La causa principal del conflicto es que en la mayoría de de los casos se realiza sin orientación y no hay información al respecto de las consecuencias. Esto es, las personas que lo hacen, en algunos casos, lo hacen sin saber lo que ocurre con el humo y los residuos, que son más peligrosos que la basura misma.

¿QUÉ SE GENERA CUANDO SE QUEMA LA BASURA?

Según la SEMARNAT, durante la combustión se producen gases como monóxido y dióxido de carbono, dióxido de azufre, metales, dióxido de nitrógeno u ozono, por mencionar algunos.

Los problemas que ocasiona esta práctica son la afectación del sistema respiratorio y el tejido conjuntivo, a corto plazo, y a largo plazo enfisema pulmonar, cáncer, disrupción endocrina, espina bífida, malformaciones y alteraciones neuroconductuales, éstas últimas causadas por las sustancias tóxicas que dañan al planeta y que se emiten al quemar materia orgánica, plásticos y envases.

También te puede interesar:  De Granja de Adictos a Bachillerato

Todos estos elementos repercuten en nuestra atmósfera y físicamente a los seres vivos, ya que la exposición a dichos gases genera complicaciones serias y mortalidad en enfermos crónicos de corazón y vías respiratorias. Según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), cada año mueren 12, 6 millones de personas a nivel mundial a causa de la insalubridad del medio ambiente.

Para solucionar estragos internacionales referentes a los contaminantes orgánicos persistentes (COP) se estableció el llamado Convenio de Estocolmo, el cual firmó México en 2001 en Suecia y que entró en vigor a partir de 2004.

“El Convenio de Estocolmo identifica a los incineradores de desechos como una categoría de fuente con posibilidad de formación y liberación relativamente elevadas de los productos químicos (…) En particular, se identifica a «quema a cielo abierto de desechos, incluida la quema en vertederos» como otra fuente que resulta de preocupación en cuanto a la formación y liberación de los productos químicos indicados.”

CONSECUENCIAS DE LA QUEMA DE BASURA:

En el proceso de incineración de residuos sólidos, el fuego se produce a nivel de suelo, por lo cual es mayor la probabilidad de que los contaminantes no se dispersen o se diluyan, contaminando la tierra y el agua. No sólo se trata del aire; se afecta el mar y la tierra.


EN EL MUNDO:

India y China son los países que muestran el mayor volumen de basura quemada por la población. Éste último país, sumado a Brasil y a México, son los que más queman desechos en basurales.

Según el estudio, el 29% de la materia particular llamada PM 2.5 capaz de penetrar profundamente en los pulmones, que provienes de estos fuegos, así como el 10% de las emisiones tóxicas de mercurio.

También te puede interesar:  Impulsan movilidad sustentable en Suecia

Habría que cuestionarse entonces los sistemas y acuerdos establecidos en el Convenio de Estocolmo y reflexionar si como país estamos haciendo lo posible para regular el nivel de contaminación de la atmósfera.

Todo parece indicar que debemos inclinarnos hacia un reciclado de nuestros recursos, y en ese sentido faltaría desarrollar más tecnología para lograrlo, y más allá, también deben cambiar los hábitos.

Deja un comentario