FOTO: CLAUDIA ARCE

Transformación urbana, una plática con Joan Clos

ENTREVISTA.

JOAN CLOS. DIRECTOR EJECUTIVO DE LAS NACIONES UNIDAS.

EN SU RECIÉN VISITA A MÉXICO TUVIMOS LA OPORTUNIDAD DE CHARLAR CON ÉL, EN EXCLUSIVA, ASÍ COMO DE ASISTIR  A LAS CONFERENCIAS QUE IMPARTIÓ. AQUÍ, NUESTRA RECAPITULACIÓN DE ELLAS Y LA ENTREVISTA.

En la conferencia impartida en el marco de Mextrópoli, Joan Clos, director ejecutivo de las Naciones Unidas (ONU) Hábitat, aseguró que la ciudad es el artefacto más complejo que ha realizado el hombre, “es un proyecto de todos, pues sólo dejarla en manos de políticos o hasta arquitectos la hace ser incompleta”.

Agregó, además, que las urbes han llegado a un nivel de complejidad muy amplio con muchas perspectivas de aproximación y grandes retos. Para él, América Latina padece de la grave incongruencia de tener una urbanización masiva, pero sin creación del empleo, por lo que está aglomerada en la pobreza.

Entre otros temas, detalló que la ONU Hábitat propone diversas estrategias alrededor de una ciudad para su orden urbano y no soluciones únicas, como es el concepto de SmartCity, pensamiento que está muy vinculado con las tecnologías y comunicaciones, pero no solamente con este precepto se consigue el urbanismo sustentable, sino que se debe ir más allá, como al principio, con las legislaciones de urbanismo.

Por otra parte, tras su intervención en la presentación de resultados y entrega de informes municipales del Índice de las Ciudades Prósperas (CPI) y la firma del memorándum de entendimiento entre el Infonavit y ONU-Hábitat, invitó a los alcaldes a observar el índice como una iniciativa de mejoras. Precisamente en este sentido fue que tuvo lugar nuestra charla con él.

También te puede interesar:  Innovar para reanimar mercado en Iztapalapa

TRANSFORMACIÓN

  • Para hablar de transformación urbana primero debemos entender que es un proceso sociopolítico.

Si ya tenemos el CPI y la Nueva Agenda Urbana, ¿qué tienen que hacer a partir  de este momento la ciudades?

Para hablar de transformación urbana primero debemos entender que es un proceso sociopolítico, por qué afecta a la gente y, por lo tanto, es lento, de una gran trascendencia económica y social en todos los sentidos, así que hay que tomárselo muy en serio –no es una cosa menor–, es un cambio social. Además, involucra mucho dinero y riqueza, por esa razón suele generar tensiones entre intereses diferenciados, a veces contrapuestos, y en ocasiones todos ellos legítimos, por eso también es un proceso de arbitraje social para hacer las cosas de tal manera que la urbanización se transforme en un desarrollo positivo de generación de prosperidad y de calidad de vida para los ciudadanos, que es el objetivo final. Pero insisto, no es una cosa fácil, requiere de mucha voluntad política y compromiso; no es para nada un proceso populista, porque hay que decir muchas veces que ‘no’, pero en cambio si se consigue hacer bien, se logran obtener grandes resultados. El problema está en no hacer nada, ir sobreviviendo para no afrontar las decisiones.

“El CPI es un conjunto de estrategias o de instrumentos para articular un proceso de cambio y de mejora”.

“Ciudades, el arte más complejo creado por el hombre”.

“El populismo y el urbanismo no van de la mano, ya que muchas veces
se le debe decir no a más de uno”.

-JOAN CLOS

En ese mismo sentido, si repasamos lo que  ha sucedido en Hábitat III, en la COP21, y,  en el foro como el C40, hay un común denominador: que particularmente los  gobiernos locales piden mucho más involucramiento de los gobiernos nacionales.

Más que involucramiento, diría apoyo financiero, empoderamiento. En los últimos 30 o 40 años, desde los 70, ha habido un cierto deterioro del poder local, y ha crecido mucho el privado, lo cual ha cambiado un poco las relaciones de poder. Éstas, en algunas partes del mundo, han tenido efectos beneficiosos, mientras que en otras han limitado tanto la capacidad del poder público, que casi ha quedado en un sitio marginal.

También te puede interesar:  El entorno infantil urbano, el caso de Italia y Canadá

Pero el problema que tiene la urbanización, o unas de sus peculiaridades, es que la legislación urbana generadora de valor urbano, el diseño urbano generador de valor urbano y el diseño financiero de la urbanización tienen un componente público; si resulta que lo que vamos haciendo es deteriorar el poder de la administración local, pues al final se pierde una fuente esencial de la generación de valor.

Es una cosa que a veces el sector privado no entiende, cómo puede ser que el sector público lo genere. Si por ejemplo, en la noche el alcalde decide mejorar la calidad de la acera y plantar unos árboles, qué pasa con el valor de la parcela… sube, por lo tanto, la inversión pública genera valor privado; y esto para muchos es incomprensible.

Entonces el discurso fácil de lo que hay que hacer es disminuir el poder del gobierno municipal para que haya más facilidades, etc., es erróneo, y el problema que ahora hay de generación de valor, es que no existe autoridad pública. Como que el valor se genera por una buena planificación, resulta que se está limitando la capacidad de crear valor, y esto es muy paradójico, difícil de comprender, y si no se entiende esto tampoco se sabe por qué las ciudades tienen problemas, por qué prolifera la urbanización espontánea, y todo esto hay que poner en orden si queremos recuperar la capacidad del proceso urbanístico de generar valor para toda la comunidad.

RODRIGO ALONSO @JRodrigo_Alonso

JUAN CARLOS MACHORRO @MachorroJuan

Deja un comentario