Radiografía de un zoológico

Radiografía de un zoológico

La arquitectura de paisaje tiene el enorme reto de resolver de manera óptima la morada de plantas y animales en cautiverio.

Por Claudia Ángeles > @adalint13

Para la arquitecta paisajista y catedrática de la Universidad Nacional Autónoma de México y autora del artículo “Los zoológicos en la arquitectura del paisaje”, Alicia Ríos Martínez, los diseños de éstos son actualmente un desafío.

En el texto mencionado destaca que los arquitectos y paisajistas tienen la capacidad de proveer a los animales de un ambiente similar a su hábitat y de resguardar la seguridad de los cuidadores y visitantes, por lo que es necesario la creación de zoológicos.

“Sabemos que no a todos les gustan, pero quién tiene dinero para ir a África a ver elefantes, o ir al Polo Norte para observar osos polares, entonces entendemos que nosotros somos los que podemos imitar un poco su lugar de origen, aunque no es fácil, pero es lo que hacemos”.

LOS RETOS Y LA VISIÓN

La experta agrega que el reto que enfrentan los arquitectos y paisajistas en la remodelación o una posible edificación de un zoológico no es tarea fácil, ya que existen una serie de complicaciones con las que se encuentran, que va desde la flora que no hay en el país hasta la construcción de ésta. En ocasiones otro factor es el límite de espacio para recrear el hábitat, que algunas veces no es el correcto. “Nosotros planteamos el diseño y luego se entrega el plan maestro a los directivos de los zoológicos. Sobre la marcha se van dando las modificaciones, porque con frecuencia nuestros diseños deben cambiarse por las indicaciones que nos hacen los veterinarios y biólogos, ellos nos dicen cómo es el comportamiento de los animales en cautiverio y lo que se debe de construir”.

También te puede interesar:  Aumenta la desigualdad territorial en el país

LOS RETOS

Los paisajistas y arquitectos deben superar el desafío de construir un hábitat con vegetación, árboles que no dañen a los moradores y crear espacios que eviten que los animales en cautiverio se estresen al ser observados. Los proyectos arquitectónicos deben adaptarse al hábitat y comportamiento de los animales que están confinados.

Uno de los desafíos a los que ella y algunos de sus compañeros se han enfrentado durante la remodelación de zoológicos es la utilización de árboles naturales, debido a que no cumplen con las especificaciones que marcan los veterinarios o biólogos para incluir en las moradas de los animales. “Debemos saber qué especie de árbol es y si hay un símil en México. Comenzamos con que no debe tener flores porque se las comen, o no tirar hojas ya que se pueden resbalar. Otro aspecto que hay que contemplar es la pintura de las bardas, la cual no debe soltar polvo porque podría matar a los animales. Como ves, todo es un reto, las plantas o vegetación y hasta la pintura. Las paletas de colores que empleamos se reducen a dos o tres opciones. En ocasiones tenemos que construir un árbol, sus ramas y todo el follaje, pero es muy difícil imitar la naturaleza, o por ejemplo las rocas, porque aquí no hay y no es posible trasladarlas”.

TODO UN RETO

El de la remodelación llega con cada proyecto y es necesario trabajar en conjunto, “la visión del arquitecto sufre modificaciones sobre la marcha, por ejemplo, en el que participé el plan maestro del arquitecto tenía inconsistencias y se alteró. Tenemos que trabajar con biólogos, veterinarios y los directivos para lograr el hábitat”. Destaca que a la fecha no hay arquitectos o paisajistas que sean especialistas en remodelación o construcción de zoológicos, debido a la complejidad que representan, ”no hay quien se aboque sólo a la construcción de espacios, porque deben saber de todo y es complicado, por eso cuando se trabaja en la remodelación dicen que se aprende más para la siguiente obra y las complicaciones que tendrán”.

También te puede interesar:  Cambios en Reglamento de Construcción impulsarán obras sustentables

UN POCO DE HISTORIA

Los zoológicos han existido desde hace mucho, se sabe que en la Mesopotamia del siglo XI a.C. los había. Por otro lado, se tiene registro que en 1520 Hernán Cortés destruyó una de las colecciones de animales más antiguas del hemisferio occidental, obra del emperador azteca Moctezuma II. Los zoo modernos comenzaron a construirse a partir de 1793 en París; en 1826 en Londres; en tanto que los de Berlín, Hamburgo, Irlanda y Nueva York se edificaron en los primeros años de 1900. En la actualidad existen menos de mil alrededor del mundo, y únicamente albergan a 15 por ciento de todas las especies del planeta. En la actualidad el término zoológico ha sido cambiado por el de bioparque, esto con el fin de lograr que sean centros de conservación y estudio de los animales en cautiverio. Los modelos han cambiado considerablemente en la historia, aunado a los cambios de clima o problemas sociales ahora se tiene la visión –e intención– de que estos sitios son parques de conservación y se han insertado como opciones vitales, en particular para las especies en peligro de extinción. Los diseños continúan evolucionando, así como las investigaciones sobre del comportamiento animal.

LOS MEJORES

1. Zoológico Henry Doorly (Omaha, Nebraska, EU)

2. Zoológico de San Diego (California, EU)

3. Zoológico de San Luis (Misuri, EU)

4. Zoológico de Singapur (Mandai, Singapur)

5. Loro Parque (Puerto de la Cruz, España)

6. Zoológico de San Luis (San Luis, EU)

7. Zoológico de Singapur (Singapur)

8. Zoológico Chester (Chester, Reino Unido)

9. Zoológico de Praga (Praga, República Checa)

También te puede interesar:  Transforman espacios de guerra en albergues ciudadanos

10. Tiergarten Schoenbrunn (Viena, Austria)

11. Bioparc Valencia (Valencia, España)

12. Zoológico de Gramado (Gramado, Brasil)

LOS PEORES

1. Surabaya Zoo (Java del Este, Indonesia)

2. Zoológicos de Al-Bisan y Khan Younis (Gaza, Palestina)

3. Zoológico de Taiz (Yemen)

4. Acuario del centro comercial Grandview (Guangzhou, China)

Deja un comentario